ETF

ETF

Un fondo negociado en bolsa, o ETF, es un valor negociable que sigue a bonos, materias primas u otras cestas de activos, como un fondo de índice. A diferencia de un fondo de inversión, los ETFs se negocian como las acciones de un valor en las bolsas de valores. Los fondos cotizados sufrirán variaciones de precio a lo largo del tiempo, ya que se negocian en el mercado.

Suelen tener una liquidez diaria mucho mayor y unas comisiones considerablemente menores que las de las acciones de un fondo de inversión, lo que los hace atractivos para los inversores minoristas. Dado que un ETF se negocia igual que las acciones. No calcula su valor liquidativo, o valor neto de los activos, al final de cada día de negociación, como hacen los fondos de inversión.

Los fondos cotizados son fondos que poseen los activos subyacentes (acciones, futuros del petróleo, bonos, lingotes de oro, divisas, etc.). Y dividen la propiedad de estos activos en acciones negociables. La estructura del vehículo de inversión utilizado variará según el mercado, y pueden coexistir múltiples estructuras posibles en el mismo mercado.

Los accionistas de un fondo negociado en bolsa no tienen la propiedad directa ni ningún derecho sobre los activos subyacentes del fondo. En su lugar, poseen estos activos subyacentes de forma indirecta a través de su propiedad del propio fondo.

Resumen sobre ETF:

  • Un ETF (fondo cotizado en bolsa) es una canasta de valores que se negocian en una bolsa al igual que lo hace una acción.
  • Los precios de las acciones de ETF fluctúan todo el día a medida que se compra y vende el ETF; esto es diferente de los fondos mutuos que solo se negocian una vez al día después del cierre del mercado.
  • Los ETF pueden contener todo tipo de inversiones, incluidas acciones, materias primas o bonos; algunos ofrecen participaciones exclusivas de EE.UU., mientras que otros son internacionales.
  • Los ETF ofrecen bajos índices de gastos y menos comisiones de corredores que la compra de acciones individualmente.

Cómo funciona un ETF


Un accionista de un ETF tiene derecho a una parte de los beneficios, como los dividendos pagados o los intereses ganados, y a menudo tiene derecho a un valor residual si el fondo se liquida. La propiedad del fondo se puede comprar, vender y transferir fácilmente. Ya que las acciones de un ETF se pueden negociar en bolsas de valores públicas.

La oferta de acciones de los Exchange Traded Funds se regula mediante la creación y el reembolso. El mecanismo de creación y reembolso implica a un pequeño número de inversores especializados llamados «participantes autorizados», o PA. Los PA son grandes instituciones financieras que tienen un gran poder de compra. Sólo un PA puede crear o reembolsar las unidades de un ETF.

Durante la creación, los PA reúnen una cartera de activos subyacentes y luego entregan esa cesta al control del fondo a cambio de participaciones en el ETF. Del mismo modo, en el caso de los reembolsos, los PA devuelven las participaciones del ETF al fondo y recuperan la cesta de los activos subyacentes de la cartera.

Tipos de ETF

Hay varios tipos de ETF disponibles para los inversores que pueden ser utilizados para la generación de ingresos, la especulación, los aumentos de precios y para cubrir o compensar parcialmente el riesgo en la cartera de un inversor. A continuación te dejamos una breve descripción de algunos de los ETF disponibles en el mercado hoy:

ETF de bonos

Los ETF de bonos se utilizan para proporcionar ingresos regulares a los inversores.

Su distribución de ingresos depende del rendimiento de los bonos subyacentes. Puede incluir bonos del gobierno, bonos corporativos y bonos estatales o locales (bonos municipales). A diferencia de sus instrumentos subyacentes, los ETF de bonos no tienen fecha de vencimiento. Por lo general, se negocian con una prima un descuento del precio real del bono.

ETF de acciones

Los ETF de acciones comprenden una canasta de acciones para rastrear una sola industria o sector. Por ejemplo, un ETF de acciones podría rastrear acciones extranjeras o automotrices.

el objetivo es proporcionar una explosión diversificada a una sola industria, una que incluya empresas de alto rendimiento y nuevos participantes con potencial de crecimiento. A diferencia de los fondos mutuos de acciones, los ETF de acciones tienen tarifas más bajas y no involucran la propiedad real de valores.

ETF de la industria

Los ETF de industria o sector son fondos que se centran en un sector o industria específicos. Por ejemplo, un ETF del sector energético incluirá empresas que operan en ese sector. La idea detrás de los ETF de la industria es ganar exposición a las ventajas de esa industria mediante el seguimiento del desempeño de las empresas que operan en ese sector.

Un ejemplo es el sector de la tecnología, que ha experimentado una afluencia de fondos en los últimos años. Al mismo tiempo, la desventaja del rendimiento de las acciones volátiles también se reduce en un ETF porque no implican la propiedad directa de valores. Los ETF de la industria también se utilizan para rotar dentro y fuera de los sectores durante los ciclos económicos.

ETF de materias primas

Como su nombre lo indica, los ETF de materias primas invierten en materias primas, incluido el petróleo crudo o el oro. Los ETF de materias primas brindan varios beneficios. En primer lugar, diversifican una cartera, lo que facilita la cobertura de las recesiones. Por ejemplo, los ETF de materias primas pueden proporcionar un colchón durante una recesión en el mercado de valores. En segundo lugar, tener acciones en un ETF de materias primas es más barato que la posesión física de la materia prima. Esto se debe a que el primero no implica costos de seguro y almacenamiento.

ETF de divisas

Los ETF de divisas son vehículos de inversión agrupados que rastrean el rendimiento de los pares de divisas, que consisten en divisas nacionales y extranjeras. Los ETF de divisas tienen múltiples propósitos. Se pueden utilizar para especular sobre los precios de las monedas en función de la evolución política y económica de un país. También se utilizan para diversificar una cartera o como cobertura contra la volatilidad en los mercados de divisas por parte de importadores y exportadores. Algunos de ellos también se utilizan para protegerse contra la amenaza de inflación.

Trading Desde Cero

Conocer las características de los mercados financieros, y sus componentes, es el activo de mayor valor que podemos tener. De esta forma, sabremos mejor donde colocar nuestras inversiones y evitaremos las estafas y engaños dentro del sistema.

Accede aquí si quieres conocer nuestro curso de criptomonedas y blockchain, que te ayudará a conocer a fondo el mercado de las criptodivisas.

Desde Trading desde Cero apoyamos la formación de los traders para que puedan moverse con soltura y solvencia dentro del mercado. Si estás pensando en invertir, podemos ayudarte con nuestro curso básico. Este curso te permitirá obtener conocimiento acerca de los principales elementos del mercado financiero, además de invertir en directo con profesores durante sesiones de Trading Day.

Si, por el contrario, necesitas formación avanzada, podemos ayudarte con nuestro curso para expertos y nuestras consultas individuales. No dudes en contactar con nosotros.

Otros artículos

Recesion

LA RECESIÓN ECONÓMICA

La recesión es el momento en que una economía experimenta un declive como resultado del movimiento de diferentes variables, es decir, es la disminución de

REGÍSTRATE AHORA

Envía tu solicitud y te facilitaremos las próximas fechas disponibles del webinar informativo.

Guias trading

Aprende trading con nuestras Guías